Mercedes-AMG GLE 53 HYBRID 4MATIC+ 2024

0
366

Con el nuevo Mercedes-AMG GLE 53 HYBRID 4MATIC+ 2024, la marca de vehículos de alto rendimiento de Affalterbach completa su cartera de modelos con un híbrido enchufable con un alto nivel de uso diario y una amplia autonomía eléctrica.

Michael Schiebe, presidente de la junta directiva de Mercedes‑AMG , nos comenta: “Con el GLE 53 HYBRID como SUV y coupé, ofrecemos una combinación única de agilidad, placer de conducción y autonomía puramente eléctrica.

Además de nuestros vehículos híbridos E PERFORMANCE orientados al alto rendimiento, el nuevo modelo forma un pilar adicional en nuestra cartera orientada al futuro, dirigida a nuevos grupos de clientes objetivo”.

El nuevo Mercedes‑AMG 53 HYBRID 4MATIC+ adopta los numerosos cambios de diseño y equipamiento con respecto a los modelos GLE con propulsión convencional disponibles desde la primavera de 2023.

Además, el híbrido enchufable se puede reconocer por elementos de diseño especiales en el interior y el exterior.

La entrada de aire de refrigeración integrada en el centro de la protección delantera está abierta, ya que aquí se encuentra un refrigerador frontal adicional.

Las insignias específicas para híbridos en los guardabarros delanteros y traseros indican la conducción electrificada.

El GLE 53 HYBRID 4MATIC+ equipa de serie llantas de aleación ligera de 21 pulgadas.

El sistema de frenos de alto rendimiento AMG cuenta con discos de freno autoventilados de 400 x 38 milímetros en el eje delantero con pinzas fijas de seis pistones y de 370 x 32 milímetros en el eje trasero con pinzas flotantes de un pistón.

La suspensión neumática AMG RIDE CONTROL con amortiguación adaptativa se desarrolló y adaptó especialmente a las necesidades del modelo con nuevo hardware y software.

Ofrece una combinación equilibrada de un aislamiento acústico adecuado para una conducción puramente eléctrica en combinación con un carácter muy deportivo típico de AMG.

Además de los nuevos estabilizadores pasivos en los ejes delantero y trasero, el híbrido tiene nuevos topes en los puntales delanteros y amortiguadores completamente nuevos en el eje trasero.

En el interior, el sistema de infoentretenimiento MBUX incluye pantallas y funciones específicas para híbridos.

Entre ellos se incluyen el menú de carga y las indicaciones en el cuadro de instrumentos y en la pantalla multimedia, que informan, entre otras cosas, sobre el estado de carga y la temperatura de la batería de alto voltaje, así como sobre la autonomía eléctrica.

El equipamiento de serie del SUV ya incluye, entre otras cosas, el techo corredizo panorámico eléctrico, asientos delanteros calefactables, el asistente de luz de carretera adaptativo e integración de smartphone.

Además, se incluyen de serie el sistema de escape desconectable AMG Performance, el sistema de sonido Burmester®, el paquete de memoria, el piloto de aparcamiento de 360 grados, el paquete KEYLESS GO y el asistente de ángulo muerto.

También está la última generación del volante Performance AMG, con las típicas teclas redondas que convencen por su brillante indicación y su lógica de manejo intuitiva.

Esto le permite controlar funciones de conducción importantes y todos los programas de conducción sin tener que quitar las manos del volante.

El aro del volante se puede calentar opcionalmente y también se puede pedir con aspecto de carbono.

El equipamiento de serie del coupé es aún más amplio: también son de serie el aire acondicionado para los asientos delanteros, la función de realidad aumentada MBUX y los faros MULTIBEAM LED.

La base de la experiencia de conducción deportiva es el motor turbo de seis cilindros en línea y 3,0 litros.

Para su uso en el híbrido, el motor conocido del GLE convencional fue modificado nuevamente en gran medida. Con 330 kW (449 CV), ahora produce 10 kW (14 CV) más que antes.

El seis cilindros en línea se combina con un motor eléctrico de 100 kW, una batería de tracción con una capacidad de 31,2 kWh y la tracción total variable AMG Performance 4MATIC+.

La alta densidad de potencia de la unidad de potencia híbrida se logra mediante la tecnología síncrona del rotor interno con excitación permanente.

El par máximo del motor eléctrico de 480 Nm está disponible desde la primera revolución y garantiza una gran agilidad incluso al arrancar.

La potencia del sistema de 400 kW (544 CV) y el par máximo del sistema de 750 Nm permiten unas prestaciones de conducción impresionantes: la aceleración desde parado hasta 100 km/h tarda 4,7 segundos.

La propulsión sólo finaliza a una velocidad limitada electrónicamente de 250 km/h. De forma puramente eléctrica se pueden alcanzar hasta 140 km/h.

Con una autonomía eléctrica de 80 a 86 kilómetros para el SUV y de 82 a 87 kilómetros en el SUV Coupé WLTP, la mayoría de las distancias cotidianas se pueden recorrer de forma puramente eléctrica.

A bordo se encuentra un cargador con una potencia de carga de 11 kW para cargar con corriente alterna. Además, bajo petición se encuentra disponible un cargador rápido DC de 60 kW para corriente continua. Esto permite que la batería se cargue del 10% al 80% en 20 minutos.

De eficiente a dinámico: los programas de conducción AMG DYNAMIC SELECT se adaptan exactamente a la tecnología de propulsión del híbrido enchufable.

Ajustan parámetros importantes como la respuesta de la propulsión y la transmisión, la característica de dirección, la amortiguación del chasis o el sonido.

Con avanzados sistemas de seguridad y ayudas a la conducción de última generación el nuevo Mercedes-AMG GLE 53 HYBRID 4MATIC+ 2024, parte de un precio aproximado en Alemania de unos 125.515 euros para la versión SUV y de unos 133.851 euros para la versión ultra deportiva y equipada SUV Coupé.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.